Egoismo…tu escudo cuando tienes “muchos” problemas

No les ha pasado una situación como esta: (tú puedes ser A o B)

– Persona A: Hola, te llame hace dos semanas por que murió nuestro gran amigo C, te deje mensajes en todos lados (por FB, WhatsApp, Texto, Instagram…etc.)

– Persona B: Si lo vi discúlpame pero es que tengo muchos problemas y complicaciones ahora, y yo me aíslo cuando estoy así.  No soy buena compañía lo siento…

ALERTA ROJA “Persona B”… Niveles de Egoísmo “10” en una escala del 1-10.

Si bien en cierto que todos pasamos por momentos difíciles, y de esos que “todo lo difícil” viene junto, no significa que solo las cosas MALAS nos pasan a nosotros, tampoco significa que el mundo entero debe comprenderlo (mucho menos si tu no lo comunicas de alguna manera), y que pacientemente la vida se detendrá hasta que tú te liberes un poco de esos “momentos difíciles”… Veamos cómo Afecta a las dos personas envueltas en una situación como esta:

Como Afecta a la Persona A:

– Se siente desatendido, incomunicado, frustrado y triste.

– Se puede romper una amistad o relación.

– En muchos casos la persona A puede ser un hijo, un hermano, un padre o una madre… y el dolor es mucho mayor.

Como Afecta a la Persona B:

– Le agrega un problema más a los muchos que ya tiene

– Crea una imagen negativa de sí mismo

– Desatiende y por consecuencia muchos planes, proyectos y otros puedes dañarse o perderse.

Cuáles son las posibles soluciones:

1) La Persona B debe al menos ser un buen oyente y poner en contexto la realidad, y prioridad de las situaciones

2) La Persona A debe tratar de comprender y solicitar más información de la Persona B para quizás ayudar en ese momento difícil.

3) La Persona B debe asegurarse que su actitud egoísta no esté afectando a personas demasiado cercanas a su entorno pues algunos efectos pueden ser irreversibles.

“El único egoísmo aceptable es el de procurar que todos estén bien para estar uno mejor.”

Jacinto Benavente (1866-1954) Dramaturgo español.