El experimento del amor

Mi madre me hablaba en estos días de la era del despertar; y no se trata de ese despertar de todas las mañanas cuando suena la “estúpida” alarma para ir al trabajo… se trata de salir de ese sueño (o pesadilla) constante de vivir solo para uno mismo y darle vueltas a los problemas y cosas negativas que suceden pasando por encima de lo bueno que se hace común e imperceptible o lo calificamos de aburrido pues lo damos por descontado.

Que damos por descontado? Tener un techo, agua, luz, comida en el refri, salud, algo de dinero en el bolsillo, un closet lleno de ropa que quizás ni usamos, familia por poca que sea, buenos amigos así sea en la distancia, un medio para comunicarnos, y sin contar otro montón de lujos que no tendría espacio para colocarlos detalladamente aquí…

Se hace tan constante tener todo esto que se nos pasa por alto las millones de personas que no cuenta con nada de eso o solo algo de eso, se nos olvida ser agradecidos con la vida y a nosotros mismo por proveer todo eso (todo el tiempo) día a día, entonces despertar es simplemente entender las necesidades del prójimo, es ser humildes, es tener compasión, es no desperdiciar lo que para otros es lujo y hacer alarde de ello, es no permitir que abusen de nosotros, es amarnos y amar…. y todo sobre la base del respeto y la aceptación.

Suena así como poesía pero es súper difícil de lograr, requiere entenderlo en toda su dimensión, lo que funciona y lo que no, aceptar lo que antes te parecía inaceptable, saber que no todo lo que ves, es lo que hay y POR FAVOR NO JUZGAR! <— esto es dificilísimo, por más que trates se te sale solo… es de humanos creerse dueño de la verdad.

De esto hay mucho que hablar, ejemplos que analizar, todos los días nos sucede algo relacionado con este despertar, es decir todos los días hay señales de la necesidad de despertar… abre los ojos y si lo ves compártelo con nosotros